Antes le decían secuela. En otros casos precuela. Ya después le llamaron spin-off. Hoy dejaremos claro ¿qué es un spin-off?

Todos hablan de spin-off. Ya es parte del lenguaje, aunque tal vez no sepamos muy bien a qué se refiere el término.

Es posible que necesitemos incluso algunos ejemplos. Por citar, se sabe que “Star Wars” es la película que más spin-off ha tenido, y además, se le suman las novelas, series, videojuegos, comics y hasta otras películas surgidas de la misma película. Un lio.

Hasta aquí seguimos sin muchas certezas, pero vamos a seguir averiguando.

Se ha vuelto común que en las series de televisión y el cine apliquen mucho el arte del spin-off. A la hora de buscarle una definición, podríamos decir que se trata de cualquier trabajo narrativo que toma de otro proyecto original, algún elemento principal y luego lo desarrolla de manera independiente para una nueva historia. ¿Se entendió?

Ese elemento puede ser una época, un pueblo, una batalla, un personaje o lo que sea que se pueda ramificar.

En algunas series, por ejemplo, hay un personaje que se destaca y no es el principal en la trama inicial. Ahí surge la idea de darle su propia tira, su propia historia.

Un ejemplo rápido de un clásico mundialmente conocido es “Breaking Bad”, de la que surgió una película hace poco tiempo, “El Camino” y la serie “Better call Saul”, donde el personaje central es aquel abogado de delincuentes que tiene paso por la serie original.

Este tipo de situaciones buscan darle un nuevo giro a una serie o película exitosa, desde el punto de vista de cierto personaje, que captó la atención del público que ahora quiere saber más de él.

Pero atención, que no todos los spin-off funcionan tan bien como la trama original.

Niños y pantallas: ¿ya es hora de que tenga una Tablet?

Ejemplos de spin-off

Joey

Uno de los que no funcionó del todo fue “Joey”, histórico y querido personaje interpretado por Matt LeBlanc y que fue spin-off de la máxima comedia de la tv: “Friends”. No le fue tan mal, pero la vara estaba altísima.

Bates Motel

Esta trama tensa del 2013, se considera un spin-off, casi precuela, de la mítica película de Alfred Hitchcock, “Psycho”, de 1960. “Bates Hotel”, con esta extraña relación entre madre e hijo, fue producida por Universal Televisión para la cadena A&E. Según los realizadores, la quinta temporada del thriller que fue emitido en 2017, fue adaptada a los eventos de “Psicosis”. Funcionó.

X-Men Origins: Wolverine

En el 2009, el actor Hugh Jackman se corta solo de los X-Men y le da vida al poderoso Logan, insertándose y escarbando en el traumático pasado del personaje Wolverine. Fue una película de mucho éxito y hasta generó tres películas más.

Star Wars

Como dijimos, es la historia que ha tenido más spin-off. La primera “Star Wars” se estrenó en 1977 y de ahí en más, se ha multiplicado en series, comics, videojuegos, novelas y hasta en muchas más películas. Por ejemplo, entre los spin-off destacamos: “Caravan of Courage” (1984), “Star Wars: Holliday Special”, o “The Battle for Endor”

(1985), “Rogue One” (2016), “Han Solo” (2018) y en las series animadas de Marvel. Y no nos olvidemos de “The Mandalorian” por Amazon Prime Video.

House of the Dragon

Es el esperadísimo spin-off de “Game of Thrones”. No se sabe mucho, pero sí que se trata de una historia que estará centrada en la vida de la familia Targaryen en el momento que se convierten en una gran dinastía. Entre las figuras principales del elenco confirmado están Matt Smith y Olivia Cooke, pero ya se han visto más actores en algunos adelantos de la filmación. Este gigante de HBO, gigante como un dragón, parece que tiene mucho más para dar. Dracarys.

Algún datito más: se supo que “House of the Dragon” ocurre 300 años de los hechos que se ven en “Games of Thrones”. Sigue la trama del libro “Fire and Blood” de George R.R. Martin y la serie creada por Ryan J. Condal, contará cómo hará el personaje de Viserys para enfrentarse al poder una vez que es elegido para asumir el trono, con todo lo que eso implica.