Se viene el frio y a la hora de comer rico tenemos las pastas metidas en el ADN. Por eso hoy traemos la receta para unos buenos sorrentinos caseros.

La pasta en general, es uno de los platos preferidos por los argentinos.

Cuando comienza la época de temperaturas bajas, nos tientan más los platos calientes o “de olla” como se les suele decir, que una ensalada o un sándwich.

Lo cierto es que, en ese universo de agua y harina, los sorrentinos están en otra categoría.

Y por suerte podemos sumar en nuestra cocina, una buena fábrica de pastas caseras, que hace que amasar sea mucho más simple.

Niños y pantallas: ¿ya es hora de que tenga una Tablet?

Sobre los sorrentinos caseros y su origen

Los sorrentinos caseros son una pasta rellena, grande y redonda. Esto último hace que se diferencien de los clásicos ravioles.

El origen se remonta a Italia, particularmente en Sorrento, de allí el nombre, aunque los italianos no tienen un plato con ese nombre. Digamos que como “sorrentinos” fueron bautizados y adoptados por los cocineros alrededor del mundo.

¿Cómo se calcula la cantidad de sorrentinos por persona?

Suele ser la pregunta del millón.

Según dicen los expertos en la materia, para calcular cuántos sorrentinos caseros tenemos que hacer por persona, es necesario saber que con un kilo comen siete personas.

Esta cuenta determina que en promedio una persona adulta come 150 gr. de pasta rellena por plato, pero claro, siempre pensemos que es muy posible que quieran repetir.

Resumiendo, el mejor cálculo es: un adulto, 150 gr. por porción y un menor, 80 gr. por porción.

Estamos calculando porciones de entre 5 y 7 sorrentinos, pero esto varía según el relleno.

Nuestros propios sorrentinos caseros

En la previa, decir “preparemos sorrentinos caseros” suena a muy difícil.

Pero con los pasos necesarios y buenos tips, vamos a andar bien.

Comenzamos:

– Relleno: Siempre primero preparemos el relleno. Justamente lo que hace atractivos los sorrentinos caseros es que podemos logran gran variedad y cantidad de rellenos que dependen nada más que de nuestro gusto. Por citar algunos, sorrentinos de espinaca y nueces, jamón y queso, de calabaza, de ricota, capresse, y mil más.

– La forma del sorrentino: La manera más simple de darle forma, además de utilizar los moldes propios para armar los sorrentinos, es con cualquier elemento redondo que nos dé la medida. Tapas, tazas, platitos, todo podría servir.

– Armado de los sorrentinos caseros: Es muy importante dejar reposar la masa antes de rellenar, por lo menos 20 minutos. Luego de rellenar, espolvorearlos con harina y dejarlos otro tiempo similar. Ojo que no se sequen demasiado.

– Cerrar los sorrentinos caseros: Siempre el relleno debe estar frio. Tratemos que sea un poco seco. Si está muy húmedo, nos moja la masa y se puede romper.

Si nos gusta relleno húmedo, armamos y a hervir rápidamente. Busquemos que la masa permanezca lo más fresca posible, así, al unir los bordes, se sellan mejor.

– Truquito: Una vez tengamos nuestra masa cortada y con el relleno listo, pincelemos con clara de huevo los bordes. Esto hará que se unan mejor las masas.

– Hervir los sorrentinos: Coloquemos una buena cantidad de agua con sal en nuestra olla y cuando suelte el hervor colocamos la pasta. Una cocción de ocho minutos será suficiente.

Masa para sorrentinos caseros

Ingredientes:

1 kilo de harina

1 huevo

1 cucharada de aceite de oliva

Sal

Preparación:

En un recipiente, preparamos una corona de harina, le agregamos sal, un huevo y una cucharada de aceite de oliva por persona.

Con los ingredientes incorporados pasamos a la mesada y amasamos 15 minutos. Luego dejamos reposar.

Pasado ese tiempo, estiramos la masa con palo o con maquina o fábrica de pastas, siempre espolvoreando harina.

Y listo! Buen provecho!