Preparamos las 4 comidas del día para homenajear a mamá. Recetas y un paso a paso para que todo sea inolvidable.

En todo el mundo, si cerramos los ojos y viajamos con la imaginación a un momento compartido con mamá, seguramente en un altísimo porcentaje, ese instante mágico tiene un aroma o una comida hecha con el amor que solo las mamás saben.

Es imposible regresarle todo lo que ella ha hecho por nosotros, pero podemos pensar y realizar con nuestras manos, una jornada colmada de mimos, de sabor, color y texturas.

Aprovechando todas las herramientas y artefactos de la cocina, y apoyándonos en tutoriales y recetas on line desde nuestra Tablet, podremos ser chefs para mamá en su día.

El próximo Día de la Madre, el regalo será prepararle las 4 comidas principales, mientras ella disfruta de ser la reina de la casa.

Seguramente lo va a valorar más que algún regalo comprado.

Nos ponemos el delantal de cocina y manos a la obra o a la masa: vamos a cocinarle un rico menú a mamá en su día.

Ellas se merecen todo y más, por eso comenzaremos con un desayuno hecho a su medida, un sabroso almuerzo, algún bizcocho para la hora del mate y una cena en familia.

El premio será una enorme sonrisa de mamá, esas que no se olvidan.

Niños y pantallas: ¿ya es hora de que tenga una Tablet?

Para el desayuno, café, jugo de naranjas recién exprimido y unos deliciosos waffles con dulce de leche, chocolate y granas.

Ingredientes para los waffles

1 taza de harina

1 cucharadita de polvo de hornear

1 pizca de sal

1 taza de leche descremada

3 huevos

1/2 cucharadita de esencia de vainilla

Ingredientes para el topping

(Se conoce como topping a los ingredientes, salsas o productos elaborados comestibles que cubren una porción de una preparación preexistente. Es válido como extras que van desde una pizza o un cupcake)

1 pocillo de dulce de leche

2 cucharadas de chocolate rallado

Granas para decorar

Preparación:

Mezclamos la harina con el polvo para hornear y la pizca de sal. Aparte, mezclar la leche, los huevos y la esencia en un recipiente.

Luego agregamos la harina y mezclamos en forma envolvente para que se integre.

Calentamos la wafflera y agregamos lentamente la pasta. Cocinar unos minutos y cuando se dore lo damos vuelta unos minutos más.

Vamos al topping. Mezclamos el dulce de leche con grana y chocolate rallado y lo agregamos sobre los waffles.

Almuerzo:

Para el mediodía del Día de la Madre elegimos un plato bien casero que lleva su trabajo pero nos da libertad absoluta en las guarniciones, tanto ensaladas como un puré de verduras.

Colita de cuadril rellena con panceta ahumada

Ingredientes

1 colita de cuadril u otro corte apto para horno

1/2 morrón rojo

1 cebolla

2 dientes ajo

200 gramos de panceta ahumada en un trozo

Aceite, sal gruesa, una pizca de sal de ajo, ají molido, orégano y azúcar.

Preparación:

Desgrasar la carne y realizar un corte profundo y trasversal sin llegar al fondo. Giramos la cuchilla para general un hueco que será el destino del relleno. Luego salamos la superficie.

Aparte, cortamos la cebolla y el morrón en trozos grandes y los cocinamos en el horno 20 minutos. Serán parte de nuestra salsa criolla que se agregará al final.

Volvemos a nuestra carne. En el hueco introducciones la panceta ahumada picada en cubos. Podemos agregarle algunas especias y si nos gusta la idea, quesos. Presionemos con una cuchara para que no queden vacíos en el interior.

Atamos y sellamos la carne en una sartén con unas gotas de aceite. Ya con el horno bien caliente y en una asadera aceitada, colocamos la carne ya salada, condimentada a gusto, sellada y rellena.

Cocinamos hasta el punto deseado y acompañamos con la guarnición que más nos guste.

Llegó la hora de la merienda y como buena madre argentina, ella corta la tarde con unos buenos mates.

Entonces prepararemos los tradicionales bizcochitos de grasa, cocinados en nuestro horno eléctrico.

Los ingredientes dependen del tamaño y la cantidad.

Grasa derretida del tamaño de una manteca de 100 gramos

1/2 kilo harina leudante

1/2 taza agua

1 cucharada sal

Preparación:

Mezclar la harina con la sal y luego la grasa derretida. Ahora debemos amasar bien hasta formar un bollo y dejarlo reposar en la heladera 30 minutos.

Pasada la media hora, sacamos la masa y la estiramos. Con un molde chico o un vaso, cortamos la masa y la llevamos a una fuente con aceite al horno eléctrico a 200 grados.

Esta cocción no debería tardar más de 20 minutos o podemos ir mirando cómo toman color. Al retirar podemos pintarlos con huevo batido.

La cena:

Prepararemos un plato con verduras pero no por ello menos sabroso. Podrán llamarlos canelones, pero nuestro menú dirá crepes de espinaca y ricota, gratinados.

Ingredientes

2 huevos

3 cucharas harina

300 mililitros de leche

Una cucharadita de aceite

Preparación de crepes:

Colocamos en el recipiente de la batidora o licuadora harina, huevos, aceite y leche, hasta alcanzar un batido uniforme. Colocar 1 hora en la heladera.

Pasado ese tiempo, colocamos aceite de oliva en una sartén antiadherente. Retiramos el sobrante de aceite y colocamos nuestro batido con un cucharón cubriendo la superficie de la sartén bien caliente. Cocinamos hasta que se doren los dos lados.

Ingredientes para el relleno

400 gramos de espinacas hervidas

250 gramos de ricota

1 huevo

3 cucharas queso parmesano rallado

1 diente de ajo

Sal y nuez moscada

Además necesitamos una salsa bechamel:

50 gramos de manteca

50 gramos de harina

700 mililitros leche

3 cucharas parmesano rallado

Sal y nuez moscada

Preparación:

Lavamos las espinacas, las secamos y picamos. Pelamos y picamos los dientes de ajo y los doramos en aceite de oliva en un sartén. Añadir las espinacas, salpimentarlas y dejar cocinando por un par de minutos mezclando con una cuchara de madera. Agregamos la ricota, mezclamos todo y retiramos del fuego.

Para hacer la bechamel solo debemos ir incorporando los ingredientes a la leche con la manteca sobre el fuego, de manera paciente y revolviendo hasta lograr la consistencia deseada.

Ahora ponemos el horno a 200 grados, aceitamos una fuente rectangular con buen borde. Rellenamos los crepes o canelones con la preparación, los enrollamos y colocamos en la fuente. Cubrimos con bechamel y esparcimos el parmesano rallado sobre superficie para que luego se dore.

Mamá no se mueve de su lugar favorito de la casa. Solo tiene que disfrutar su día con nuestros waffles, colita de cuadril mechada, bizcochitos de grasa caseros y canelones de espinaca por la noche. Y por supuesto, todos nuestros mimos.
¡A disfrutar!