Son varias las ventajas de incluir este alimento natural a la primera comida del día.

La palta es uno de los alimentos que goza de mayor popularidad en la actualidad, tanto como ingrediente principal o complementario.

Por sus cualidades y sabor, logra ganar cada vez más lugar en nuestro menú, incursionando en recetas tradicionales, alimentación “veggie” y cocina saludable, tan necesaria en estos tiempos.

Argumentos sobran. La palta tiene bien merecido el rotulo de alimento sano, ya que contiene ácidos grasos no saturados que el organismo no puede producir, sumado a varios minerales como el potasio y el magnesio, hierro, vitamina B, E y K y provitamina A.

Es considerado, prácticamente, un multivitamínico natural.

Una de las nuevas incorporaciones de la palta es en la comida más importante del día: el desayuno.

Además, por su propia textura, permite que la sumemos en forma líquida, como aderezo, pisada y untada, en trozos o entera.

Niños y pantallas: ¿ya es hora de que tenga una Tablet?

3 razones para sumar palta a tu desayuno

Como sabemos, el desayuno es la comida más importante del día y esto no es una frase hecha.

La definición se sustenta en que nuestro motor, el cuerpo humano, lleva varias horas sin incorporar combustible, dado que estuvimos durmiendo. Al despertar necesita mayor cantidad de nutrientes.

Y si hablamos de un superalimento natural para “llenar el tanque”, nada como la palta.

Te acercamos 3 razones para comenzar el día con este sabroso fruto:

– Genera saciedad

Puede ser la solución para aquellos que momentos después del desayuno o durante la mañana sienten muchas ganas de seguir comiendo. La incorporación de la palta al desayuno provocará mayor saciedad, aportará fibra, antioxidantes, ácido graso Omega 3, proteínas, potasio y vitamina E, entre otros tantos nutrientes.

Si evitamos esas ganas de comer durante la media mañana, no caeremos en el consumo de productos no saludables, rápidos y casi adictivos, pero poco o nada positivos para nuestro organismo.

– Ayuda a absorber vegetales y otras frutas

Es un plus a todos sus beneficios. Se convierte en aliado de otros alimentos naturales. La palta cuenta con grasas buenas que ayudan a absorber de mejor manera los nutrientes de otras frutas y vegetales. Su sabor prácticamente neutro, permite la incorporación a preparaciones tanto dulces como saladas. Es fresca y pulposa, ideal para batidos y licuados.

– Desayunos con menos azúcar y harinas

Al incorporar la palta, por ejemplo, untándola, evitamos el consumo de mermeladas que suelen contener muchos azucares y calorías, muchas veces sin aporte nutricional.

Con solo una tostada basta. Evitaremos las galletas dulces, elevada cantidad de harinas o alimentos procesados. Otro beneficio es que su fácil digestión nos ayuda a que todo el proceso digestivo fluya con comodidad y ligeramente.

¿Cómo incorporar la palta al desayuno?

– Tostadas de pan integral con palta cortado en rodajas finas. Podemos incorporarle una pizca de sal. No mucha.

– Tostadas untadas con palta pisada.

– Sándwich de palta y queso: muy simple y si es queso crema, podemos mezclarlo con la plata pisada.

– Sándwich de palta, tomate y queso. Es fresco y sano.

– Pequeños panes saborizados. Con harina integral, un poco de palta y unas gotitas de limón.

– Waffles, incorporando a la masa espinaca, palta, tomate y albahaca.

– Licuado de palta y banana: es un batido fenomenal. Mezclamos en una batidora o licuadora 3 bananas peladas y 2 tazas de agua, para que se logre una unión suave. Agregamos media palta pisada, 2 cucharadas de miel, una pizca de canela y esencia de vainilla. Sumamos hielo, procesamos y listo.

– Sin recetas. Incorporemos la palta como más nos guste, inventemos, probemos y dejemos que nos deslumbre.

Más y más beneficios

Recientemente científicos estadounidenses descubrieron otro beneficio de este alimento ya de por sí saludable. La palta estimula el cerebro pasados los 50 años.

Como dijimos, este alimento estrella es sano por varias razones. Una de ellas es que por su alto contenido de ácidos grasos no saturados ayuda al organismo. Sumado a la cantidad de vitaminas que proporciona, es un superalimento.

Los investigadores arribaron a una conclusión: el consumo diario de palta, repercute positivamente y mejora las funciones cognitivas de las personas mayores de 50 años.

Suma hasta con la semilla

La semilla de la palta también tiene propiedades saludables. Según avances científicos, el carozo de este fruto tiene importantes efectos medicinales aplicables a la salud.

A todos los beneficios antes mencionados, se suma a sus “poderes” que el carozo también posee propiedades aplicables contra enfermedades conocidas, como algunas variables de cáncer, problemas cardiacos y otras afecciones.

Palta contra el colesterol

El colesterol HDL y colesterol LDL son dos tipos de lipoproteínas, una combinación de grasas y proteína. Los lípidos necesitan unirse a las proteínas para poder moverse en la sangre.

Ya en detalle, el HDL significa lipoproteínas de alta densidad por su sigla en inglés. A veces se le llama colesterol “bueno” porque transporta el colesterol de otras partes del cuerpo al hígado, que es el órgano que elimina el colesterol.

Por otra parte, el LDL significa lipoproteínas de baja densidad. Es el llamado colesterol “malo” porque un nivel alto de LDL lleva a una acumulación de colesterol en las arterias, generando riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Según nuevos estudios, la palta puede reducir el nivel de colesterol y triglicéridos. También influye positivamente en los marcadores inflamatorios y la presión sanguínea,es decir, en algunos de los factores de riesgo relacionados con las enfermedades cardíacas.

En resumen, las investigaciones arrojaron que consumir palta puede bajar el riesgo de enfermedades cardíacas reduciendo el colesterol total, los triglicéridos y el LDL, y subiendo el colesterol HDL.

Por eso, reiteramos, hay que darle buen combustible a nuestro cuerpo ni bien comienza el día. En las primeras horas de la mañana, el cuerpo se encuentra en pleno proceso de desintoxicación y asimismo, necesita absorber la mayor cantidad de nutrientes.

La palta es nuestra aliada perfecta. Solo es cuestión de incorporarla y sentir sus muchísimos beneficios.